Nueva etapa laboral: Hasta pronto IBM

En un 2011 que lleva unos 4 meses muy intensos en mi vida, tomo una decisión que no es menor: Después de  más de 8 años muy intensos me despido del gigante azul.

Entré a IBM con 18 años recién cumplidos y lleno de ganas de conocer un mundo nuevo. Los últimos 8 años me dediqué a explorar ese mundo, y en el medio fui aprendiendo mucho y teniendo la aportunidad de llevarme no solo lecciones sino también momentos memorables, como por ejemplo:

  • Poder viajar, conociendo países que de otra manera no hubiera conocido, seguramente.
  • Conocer gente interesante, copada, medio garca y -especialmente- muy buenos amigos.
  • Aprender a trabajar en equipo y a darle valor a la sinergia que aportan grupos heterogéneos.
  • Descubrir que uno mismo es dueño de su carrera y de encontrar lo que quiere.
  • Que muchas veces dar vuelta un “no se puede hacer” es una cuestión de ganas y esfuerzo.
  • Que muchas de las veces que nos quejamos de algo, nos estamos quejando de algo que estamos proyectando y al tomar conciencia podemos cambiarlo.

Desde que avisé en la oficina que marzo iba a ser mi último mes, muchos amigos (y otros curiosos) se acercaron para preguntarme las razones. Creo que en algún punto esperamos que esa persona que se va nos dé una razón super profunda, pero en mi caso no veo algo tan dogmático: Mejor propuesta de desafio a corto, mediano y largo plazo.

Pero no todos se acercaron para saber por qué me iba, o a donde. Otros estaban realmente soprendidos y emocionados. Hasta ese momento yo no le había dado un tinte tan emocional, pero ver a verdaderos amigos tan emocionados me hizo caer en cuenta de lo que significa cambiar de empresa.

Fueron 8 años que los que me conocen saben que viví con mucha intensidad, pero lo que más me gustaría recordar son los momentos compartidos con buenos amigos, excelentes profesionales.

Como dice Fito “hay un bumerang en la city mi amor”, y nunca sabemos donde vamos a estar mañana laburando, pero los cafés, asados y viajes van a seguir estando.

Les agradezco enormemente a todos por haber bancado, ayudado, escuchado, hablado durante todos estos años.

Hasta pronto IBM, Hola SVS!

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Hay 7 Comentarios

  1. Viejo compañero, ya se te extraña mucho, dá nostalgia verte en tw y no verte mas en las paginas azules… Te va a ir muy bien en tu carrera estoy seguro, te mando un saludo grande, abrazo de gol (el que no te dí el jueves porque no queria emocionarme), Mucha merd Rodsal!

  2. Grande Rodoooooo!

    Si hubo alguien que en IBM no era “uno mas” ese fue Rodo Nasif, valorado y respetado por todos, por muchos motivos, no por tener un cargo.

    Fue un gusto compartir oficina durante ese año y monedas..

    A redoblar la apuesta en la nueva empresa.

    Saludos!

  3. M

    Es verdad Joaco, Rodo fue digamos uno de los padres de Software Distribution y dejó su huella bien impresa en todos, sobre todo aquellos que tuvimos la suerte de laburar con él bien de cerca. Es obvio que va a tener éxitos asique no te deseo éxitos, te deseo que nunca dejes de sorprenderte. Abrazo!

  4. Rodo

    Queridisimos, muchas gracias por sus comentarios. Me alegra mucho leer sus palabras, porque los aprecio mucho a los tres. Les mando un fuerte abrazo, y nos estamos viendo.

  5. Jero

    ¡¡Man, volvé que me tenés que aprobar la reválida trimestral de la QMX!!

    🙂

    Como dijo Fito, “Rodsalio siempre estuvo cerca”. Nos estamos hablando.

  6. Pingback: Abandonando mi zona de confort « Liderar en la Era 2.0

  7. Pingback: Los 100 años de IBM y mi 8% de colaboracion « Rodo Nasif Salum