Pensando en voz alta…

Nunca fue mi intención darle una connotación política al blog, y tampoco lo es ahora. Hace algunos minutos, mientras comía algo, prendí la TV y ví un fragmento de un especial de Alfonsín (quien murió durante la noche de ayer).

Mientras avanzaba el documental, iban mechando imagenes de su “velorio” en el Congreso. Lo que me dejó pensando, y por eso me puse a escribir este artículo, es sobre el alcance de la persona, y el legado que dejó con el..

Como dije al principio, no quiero darle un matíz político a esto. Primero porque no me interesa, segundo porque no soy un gran conocedor del tema (aunque creo que todos estamos calificados para dar nuestras opiniones personales sobre cualquier tema). Lo que quería compartir, y destacar, es lo que dejó atrás este personaje, y lo que causó su partida.

Fue un tipo que hizo su laburo (queda en la opinion de cada uno si bien o mal) siempre en coherencia con sus valores. Priorizó el crecimiento social del país, por sobre su agenda personal. Nunca le intereso demasiado ser la cara visible de sus proyectos, si no ser el facilitador que ayudaba a convertir esas ideas o sueños en hechos materiales. Una vez fallecido, amigos, enemigos, colegas, familiares, seguidores; muchisima gente yendo a visitar sus restos, para despedirlo con respeto, por todo lo que dejó detrás.

En charlas con amigos, compañeros de clase o familiares, cuando me preguntan cual es mi opinión sobre “Que hace a un buen líder” , mi respuesta es algo parecido a la descripción del párrafo anterior.

Humildemente, creo que tengo mucho camino por recorrer, pero cuando suene el silbato para indicar que el partido termino, me gustaría así ser recordado.

Nota: No es mi intención herir sentimientos, creencias o preferencias políticas, si así fuera, pido mis más sinceras disculpas ya que lo único que buscaba era Pensar en voz alta, y compartir aquí los resultados.

Abrazo!

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Hay 7 Comentarios

  1. Martina Rivero

    Rodo, que onda? Comparto plenamente lo que dijiste, mas alla de no ser fanatica de la movida ideologica a la cual representaba hay algo de Alfonsín muy loco y que a mucha gente que conozco le pasó.
    Todos se acuerdan que de chiquitos creiamos que Alfonsín era un ídolo, yo me acuerdo que mis viejos me contaban que ahora era el nuevo presidente y yo orgullosa miraba la tele por que era “el bueno que habia venido a poner orden”…
    Mas alla de las cosas que hizo bien y las que hizo mal, que lindo irse y que te despidan así.
    Un beso querido, muy buen blog.
    Marta

  2. Sergio

    Es increible como con el tiempo empecé a valorar todo lo que hizo el personaje en cuestión, no pensé nunca como él, lo que me lleva a pensar que un lider quizas no debe esperar ser valorado por sus “seguidores” inmediatamente, este es un ítem importante, un lider podría llegar a frustrarse sino obtiene un buen feedback en el corto plazo, pero quizas el reconocimiento pueda llegar mas tarde, cuando se produzca un clic en la gente, cuando la gente vea que las acciones de esa persona eran bienintencionadas y por sobre todo ver que la persona es honesta, eso es fundamental, uno se puede equivocar, pero si fue sin mala voluntad, el error es distinto, no?

    Saludos

  3. Rodrigo Alonso

    Rodo, ayer mientras cenaba en mi casa me puse a ver tele y en cada canal que ponía estaban hablando de Alfonsin (mostrando su trayectoria) o bien transmitiendo en directo desde la Avenida Santa Fe al 1600 donde vivió hasta el día de ayer y veía como la gente iba llegando al lugar … ahí pensé que algo bueno hizo esa persona para tanta convocatoria y que apartandonos de su idea política fue un líder para muchos (eso creo yo)
    Por mi edad me acuerdo todo lo que pasó en su gobierno e independientemente de mi ideología política y si comparto mucho o poco los errores y/o aciertos de su gobierno, pude ver y ayer lo confirmé que fue una persona fiel a sus principios y pudo transmitirlo tanto a su gente como a la de los diferentes partidos y que los errores que pudo haber cometido fueron sin mala inteción . Para terminar comparto tu comentario “Fue un tipo que hizo su laburo (queda en la opinión de cada uno si bien o mal) siempre en coherencia con sus valores. Priorizó el crecimiento social del país, por sobre su agenda personal “.
    Dato para tener en cuenta, desde que se casó vivió en el mismo departamento hasta el día de ayer.

    Saludos !

  4. Roberto

    Rodo, un pensamiento muy valido y no creo que tus lineas puedan molestar a nadia, lamentablemente hemos perdido uno de los pocos politicos de ley rescatables. Dr. Alfonsin QEPD.

  5. Gaby

    Ciertamente creo que fuera de cualquier tendencia politica uno puede ser mas arbitrario y notar todas las cosas buenas que hizo,seria fantastico irse de este mundo prosperando en la historia por el hecho de ser recordado de buena manera por la gente, icluso por aquella que ni te conocia directamente, hya caso mas significativos, pero este nos llega de mas cerca por que ocurrio hace poco y por que pertenece a una persona que marco un cambio importante en la historia del pais, con todo lo bueno que hoy vivimos y lo malo que pasamos.
    Lindo pensamientos y lindas palabra las de todos los que escribieron!!

  6. Tammy

    Buenas Rodo,
    Yo realmente no puedo opinar acerca de si lo que hizo Alfonsín estaba bien o mal. Eso va a ser de acuerdo a como lo vea cada persona.
    Pienso que más que querer ser recordada así, me gustaría poder ser fiel a lo que creo, siento y pienso. Y me parece que es esa la manera de liderar. Realmente estoy hablando de lo que no sé. Pero creo que algo fundamental para liderar es saber llevar a la gente hacia donde uno cree que es correcto, no para un bien personal, sino para un bien mayor, un bien para todos.
    De esa manera la gente sigue a una persona, por las covicciones que tiene el líder y sobre todo la sinceridad en ese aspecto. Es ir detrás de un ideal y este post me hizo pensar en eso.
    Hoy además surgió acá en el trabajo un debate sobre Perón y luego fue deribando en distintos temas como los fraudes electorales y la falta de educación, y de como el gobierno nos controla.
    Y me puse a pensar que la culpa de todo esto la tenemos nosotros, todos y cada uno. Porque sí hay factores que hacen que la sociedad se maneje de determinada manera y que pida justamente lo que los de arriba quieren que pidamos, pero somos muchos más y he aquí el problema.
    Todos nos quejamos y damos respuestas a lo que pasa. Respuestas como que el gobierno nos controla por la falta de educación, etc. Pero hay mucha gente que se da cuenta de como son las cosas. Y todos creen que desde su lugar no pueden hacer nada al respecto y se resignan a vivir dentro del sistema simplemente porque es más fácil (jajaja, a esta altura varios se habrán dado cuenta de que estoy hablando de mi misma :P)
    Pero la verdad es cierto, y es algo que me tiene preocupada, pero que realmente no se cómo resolver, por lo menos por el momento. Me gustaría poder dedicarme enteramente a lo que considero que debería cambiar. No para mi, sino para todos.
    Me gustaría que las cosas no fueran como son, pero para poder hacer algo desde mi, debería ocuparme enteramente a lo que creo. Pero eso sería renunciar a todo lo que tengo hasta ahora. Es miedo y comodidad lo que nos frena, lo que ME frena. Realmente es más fácil echarle la culpa al gobierno o a quien sea por nuestros males, pero la verdad es que la culpa antes que nadie la tenemos nosotros mismos. Y es una pena. Yo si actuara como creo, debería renunciar al trabajo, renunciar a todo lo que construí hasta el momento y ponerme a hacer una revolución. Y aunque suene gracioso se que hay mucha gente que piensa como yo, pero que cree estar sola cuando no es así.
    Como puede ser que un par de personas controlen a millones ? Porque los comprarn, con nada :S Nos dan comodidad y nos infunden miedo, para que nos quedemos donde estamos. Esa es una de las maneras de liderazgo que veo, pero no es la que más resultados da, porque no es sincera.
    Creo que si una persona con ideales lo suficientemente fuertes y justos llegara a algún puesto medianamente alto, y no se dejara corromper de ninguna manera, no podría hacer nada de todas formas, porque es UNA SOLA PERSONA. Un buen ejémplo se da en el ambiente laboral, donde se nota cuando todas las personas de un grupo hacen las cosas para un mismo fin y creyendo realmente que eso es para bien. Todo sale perfectamente y fluye como debe hacerlo, pero romper con eso es más fácil que mantenerlo.
    Una sola persona no puede hacer mucho, pero muchas si. Y el buen líder es aquel que puede lograr que todas las personas que tiene a cargo busquen y quieran el mismo objetivo. Y creo que el ser fiel a uno mismo puede dar muchas más satisfacción que el ser recordado por ello. Que además eso va de la mano. Si uno es fiel a si mismo, eso se ve de alguna manera, la sinceridad se nota y es así como la gente comienza a confiar en su líder. En cuanto el líder se corrompe, ahí es cuando empiezan todos a irse para su lado y es lo que pasa hoy en día. Esto se convirtió en una guerra: “divide y vencerás”.. pero cuando esta frase es real y se puede utilizar para destruír, también se puede utilizar para construír, de que manera ? Dividiendo los problemas en problemas mas sencillos y resolverlos paso por paso.. y a lo que voy con esto, es a que todas las herramientas que necesitamos las tenemos al alcance nuestro, pero está en nosotros encontrarlas y saber utilizarlas para bien o para mal.. En definitiva, y es lo último que escribo porque me estoy yendo para cualquier lado, la vida es tal cual como la vemos y va a ser como queramos que sea, pero para eso hay que creer en nuestros ideales y esa es la mejor manera de triunfar, de ser recordados, o de simplemente ser felices… Hagamos lo que hagamos, no va a estar ni bien ni mal, eso va a ser completamente subjetivo, pero el hacer lo que hacemos completamente convencidos es lo que hace la diferencia.
    Me gustaría poder explayarme más, ya que esto da para muchos temas, pero me rehuso a hacerme un blog, jajajaja.
    Bueno, chau ! Rodo, muy buen post (me hizo pensar en muchas cosas).

  7. Wally

    Rememorando una conversación que tuvimos con Quique: “no podés hacer tu vida esperando siempre algo, viviendo a la expectativa, porque sino cuando veas que no llega nada te deprimís…”

    Esto quiere decir que un líder, ya sea de estado o de piqueteros, no puede esperar que ante cada acto haya una respuesta. A veces el mismo silencio es una respuesta.

    Sin embargo, el mundo ya sabía que el tipo era importante, que su estilo marcó una tendencia, y yo me pregunto: ¿Por qué no se lo recordaron en vida? Porque una vez muerto no va a continuar haciendo proezas para que la gente lo alabe…

    En fin, si de reconocimientos se trata, solo hace falta morirse para que se acuerden de uno. En el mientras tanto, a veces nos olvidamos que quizás quien tenemos al lado nuestro, es una persona muy importante para nosotros, pero no se lo decimos porque “debería saberlo”